sábado, 4 de enero de 2020

GERDA TARO FOTOGRAFIADA POR ROBERT CAPA JUNTO A UN SOLDADO REPUBLICANO EN LA ZONA DE LAVADEROS Y FUNDICIONES DE LA CÓRDOBA COPPER COMPANY EN CERRO MURIANO (CÓRDOBA) EL 5 DE SEPTIEMBRE DE 1936 : UBICACIÓN DESCUBIERTA POR D. PATRICIO HIDALGO LUQUE EN 2004

Texto y Fotos Indicadas : José Manuel Serrano Esparza

El 5 de septiembre de 1936, Robert Capa hizo dos fotografías a Gerda Taro junto a un soldado republicano con casco y fusil en la zona de Lavaderos y Fundiciones de la Córdoba Copper Company en Cerro Muriano (Córdoba).

El descubrimiento de la ubicación de dichas fotografías hechas por Capa a Gerda Taro fue realizado por D. Patricio Hidalgo Luque (máximo especialista en temas militares sobre la Guerra Civil Española en Córdoba) en 2004.

Un hallazgo muy relevante, ya que en cada una de las dos imágenes se aprecia a Gerda Taro con una actitud distinta :

                                                                             © Robert Capa / International Center of Photography / Magnum Photos

a) En la fotografía en la que aparece Gerda Taro junto al soldado republicano con fusil Mauser calibre 7 x 57 mm, ambos agachados, Gerda Taro está mirando al cielo, mientras el soldado republicano empuña su arma y mira hacia adelante.

Gerda Taro está observando a los aviones franquistas biplanos Breguet XIX y Nieuport 52 en el momento en que procedentes del Aeródromo de La Electromecánica (situado unos 8 km al oeste de Córdoba capital, cerca de Medina Azahara) en pleno vuelo mientras se dirigen al pueblo de Cerro Muriano para bombardearlo.

                                                                             © Robert Capa / International Center of Photography / Magnum Photos

b) En la fotografía en que aparece Gerda Taro agachada detrás del soldado republicano (que ahora está claramente posando, con la mano en la barbilla y sin su fusil, aunque sin perder de vista lo que ocurre adelante), la fotoperiodista alemana de origen judío aparece nerviosa y mirando al horizonte, ya que está viendo los tarbush y turbantes del pequeño contingente de tropas marroquíes de tabor de regulares que se están haciendo ver detrás de Piedra Horadada para fijar a los soldados y milicianos republicanos ubicados en esta zona de lavaderos y fundiciones de la Córdoba Copper Company, y evitar así cualquier movimiento de estas tropas republicanas hacia las inmediaciones de la zona próxima a la Finca de las Malagueñas, donde el inesperado ataque en tromba de los milicianos alcoyanos (descubrimiento realizado por D. Francisco Moreno Gómez en 1983) sobre el tabor de regulares nº 3 del Grupo de Regulares de Melilla número 2 con base en Nador, al percatarse de que los marroquíes intentan tomar por asalto dicha finca y la Mansión de las Malagueñas (gran palacete ubicado en su cima y cuartel general republicano en la zona, donde se hallan los comandantes Juan Bernal, Gerardo Armentia, Balibrea y Aviraneta) está impidiendo la progresión de la mencionada columna de la derecha franquista de Sáenz de Buruaga, fundamental para conseguir la maniobra envolvente integral a través de las vertientes norte de las colinas Las Malagueñas y Torreárboles, en coordinación con las columnas central e izquierda del ataque franquista.

                                                                                                          © José Manuel Serrano Esparza  

Zona de Lavaderos y Fundiciones de la Cordoba Copper Company Cerro Muriano (Córdoba) en la que Robert Capa hizo el 5 de Septiembre de 1936 las dos fotos a Gerda Taro agachada junto a un soldado republicano y cuya ubicación en este lugar fue descubierta por D. Patricio Hidalgo Luque en 2004.

La Cordoba Copper Company fue una empresa inglesa que construyó una gran planta para el tratamiento y fundición del cobre de primerísima calidad de Cerro Muriano en las afueras este del pueblo, donde se haya esta espectacular zona de Lavaderos y Fundiciones, cuyas robustas paredes y pilares de gran tamaño fueron construidos con una técnica mixta que utilizaba ladrillos rojos, escombros y una capa de polvo gris de carbón.

Estas instalaciones fueron abandonadas en 1919.

                                                                                                          © José Manuel Serrano Esparza

Punto de los Antiguos Lavaderos y Fundiciones de la Córdoba Copper Company en el que Capa hizo las dos fotos a Gerda Taro agachada junto al soldado republicano con casco. Los 83 años transcurridos desde entonces han hecho que el suelo del lugar esté hoy en día notablemente deteriorado.

                                                                                                            © José Manuel Serrano Esparza

Imagen panorámica del área de la zona de Lavaderos y Fundiciones de la Córdoba Copper Company en la que Capa hizo las dos fotos a Gerda Taro agachada junto a un soldado republicano el 5 de septiembre de 1936. 

Puede apreciarse como el paso del tiempo ha hecho desaparecer el revestimiento de la pared con orificios visible al fondo, mientras que el lugar en el que Capa hizo ambas fotos está hoy en día totalmente lleno de hierba, y el árbol visible en ambas fotos en blanco y negro fue talado después de la Guerra Civil.


                                                                                                           © José Manuel Serrano Esparza

Antiguo Aeródromo de la Electromecánica situado ocho kilómetros al este de Córdoba capital, muy cerca de Medina Azahara, y desde cuya pradera (tal y como descubrió Patricio Hidalgo Luque con sus profundas investigaciones de muchos años sobre los acontecimientos aquel mes de septiembre de 1936) despegaron el 5 de septiembre de 1936 los aparatos Breguet XIX y Nieuport 52 de la aviación franquista que bombardearon Cerro Muriano y provocaron la huida en masa de la población civil del pueblo.

Por otra parte, más aviones Breguet XIX y Nieuport 52 de la aviación franquista despegaron también de este pequeño aeródromo con pista de hierba y apoyaron el ataque de las tropas franquistas durante su asalto a la colina Las Malagueñas el 5 de septiembre de 1936, tal y como relató el periodista Clemente Cimorra en su crónica escrita el 6 de septiembre de 1936 en Cerro Muriano y aparecida en el diario La Voz el 8 de septiembre de 1936.